DIAMOND 3

La “Sinfonía Nº 3”  fue compuesta en 1945 con la promesa de ser interpretada por Artur Rodzinski y la Chicago Symphony, lo cual nunca se produjo. Pasados unos años la mostró a          Charles Munch, que la estrenó en 1950 con la Boston Symphony Orchestra.

El primer movimiento, allegro deciso, está escrito en la clásica forma sonata. Un tema principal decidido apoyado rítmicamente por la percusión y un secundario de carácter lírico, son ampliamente desarrollados. El tema principal cierra el movimiento.

DIAMOND S 3El segundo movimiento, andante, nos presenta un tema dulce contrastando con el anterior movimiento. Un fragmento interpretado por tres flautas acompañadas por el arpa y el piano le ofrece un cierto encanto. El empleo del clarinete y del oboe da mayor fuerza expresiva al tema desarrollado por la cuerda. Enlaza sin pausa con el siguiente movimiento.

El tercer movimiento, allegro vivo, corresponde al scherzo. Una vibrante figura rítmica es acompañada por golpes de la caja. Una música de carácter alegre, construida mediante frases breves, continúa sin interrupción hasta su final.

El último movimiento, adagio assai, presenta después de una breve introducción, un tema elegíaco desarrollado por la cuerda, conteniendo una parte central algo más viva con solos de clarinete y del oboe. En la parte final vuelve al lirismo del principio.

Una obra escrita en un estilo eminentemente tonal. Según las propias palabras de su autor lo justifica diciendo. Es mi sentimiento más firme, que una música contemporánea inspirada en el romanticismo, templada mediante la introducción de renovadas técnicas clásicas, es el modo de salir de este presente periodo de caos creativo en la música.