GLASS L S 1

La “Sinfonía Nº 1 en mi mayor” Op.17 fue terminada el 14 de julio de 1894. Se estrenó el 3 de enero de 1895 en la Singakademie de Berlín, interpretada por la Orquesta Filarmónica de Berlín dirigida por el propio compositor. La crítica recibió la obra con opiniones diversas bastante negativas.

El 24 de abril del mismo año se interpretó en Copenhague por la Asociación Musical Euphrosyne København también dirigida por el compositor con mayor éxito por parte del público, impresionado por el carácter titanesco del primer movimiento. Pero el compositor no deseó interpretarla nunca más, acaso por la baja calidad de la interpretación por dicha orquesta amateur.

El primer movimiento, allegro, está compuesto en forma sonata con un primer tema melódico algo heroico con inflexiones cromáticas y un segundo de carácter lírico expresivo. El tema inicial aparece como un motivo repetitivo a lo largo de la obra.

El tema principal cae como una hoja empujada por el viento, mientras que el segundo tema es expresivo en su simple melodía. Ambos temas se encuentran acompañados por un ritmo monótono, escribió un crítico en la época de su estreno. Después de la repetición de la exposición continúa con un breve desarrollo y la convencional reexposición. El tema inicial nos conduce a la coda.

El segundo movimiento, andante sostenuto, cuyo tema central según la crítica decía que era una reminiscencia de Schubert, tiene el carácter de una marcha fúnebre que va aumentando su intensidad progresivamente. En la parte central reaparece el tema introductorio del primer movimiento como base de un segundo tema en forma de marcha procesional. En la parte final ambos temas se combinan.

El tercer movimiento, scherzo, presenta la forma de una fanfarria con la influencia de similares movimientos de Bruckner. El trío con una corta y seca figura, según uno de los críticos, presenta dicha figura insistentemente repetida. Luego regresa el tema del scherzo.

El cuarto movimiento, finale, es el de mayor peso. Empieza mediante una introducción lenta. El tema principal es de carácter rítmico contrastando con el segundo tema, una sección más lírica. Reaparece nuevamente el tema inicial del primer movimiento. El desarrollo nos muestra el conocimiento del contrapunto en la combinación de los temas. El tema principal como leitmotiv de la obra nos conduce a la conclusiva y brillante coda.