RANGSTRÖM

La “Sinfonía Nº 2 en re menor” (Mitt land) fue terminada el 16 de septiembre de 1919. Se estrenó el mismo año interpretada por la Orquesta de la Sociedad de Conciertos de Estocolmo. Dedicada a Wilhelm Stenhammar, no la presentó hasta el 14 de enero de 1920 interpretada por la Orquesta Sinfónica de Göteborg.

La sinfonía nació de una idea surgida durante un encuentro con Stenhammar a finales de octubre de 1918. Quería realizar una obra que fuera una declaración de amor a su patria, denominándola Mi tierra. Es la más extensa de sus sinfonías y la menos interpretada. Parece ser que los suecos siempre huyen de todo lo que suene a nacionalismo y el título de la obra lo reflejaba. No se trata de música programática, pero es más descriptiva que su anterior sinfonía, siguiendo los títulos dados por el autor a cada movimiento.

El propio compositor define su obra, como una declaración musical de amor por la tierra de Suecia, con su inabarcable longitud y como una protesta contra la languidez de sus doblegados habitantes. Pero el amor es lo más fuerte.

RANGSTRÖM S 2El primer movimiento, allegretto grave e fantastico, lleva el subtítulo Sagan, cuento de hadas. Escrita en forma libre de sonata, el primer tema es heroico. En contraste nos presenta un segundo tema de carácter melancólico. Durante el desarrollo se agudizan las diferencias entre los dos motivos. El tema principal heroico llega a su climax al principio de la recapitulación. Una tranquila coda cierra el movimiento.

Como en un cuento de hadas nos habla de los aguerridos vikingos y de las lánguidas doncellas rubias. El vikingo de carácter temerario, expresado con orgullo en las leyendas nórdicas, deseoso de aventuras, contrastando con el rasgo melancólico de la pobreza sueca y la aparente fragilidad de sus gráciles adolescentes.

El segundo movimiento, andante e scherzo all ímprovisazione, se subtitula Skagen, vǻgen, sommarnatten, el bosque, la ola, noche de verano. Se trata de un movimiento lento asociado con un scherzo. Se trata de una pintura descriptiva de la naturaleza sueca, sus bosques, lagos, el mar y la luz nórdica de sus noches de verano. La trompa inicia un tema lento lleno de misterio, continuado por el clarinete. La orquesta sigue con la descripción lírica de la naturaleza nórdica mediante un tema caluroso. Sigue con una soñadora sección, que luego es tomada por el violín solista acompañado por la orquesta. Continúa con la parte descrita como scherzo, mediante un incremento del ritmo, representando las ondulaciones de las olas. En la última parte nos presenta el sueño de una noche de verano, con un tema apasionado, caluroso, como un romance en la clara noche. Una tranquila coda nos invita al reposo después del desgaste amoroso.

El último movimiento, allegro energico e maestoso, lleva el título de Drömmen, el sueño. Pero no se trata de la continuación del sueño del anterior movimiento. Escrito en forma de rondó libre con un tema impetuoso lleno de fuerza juvenil que impulsa el movimiento con vigor hacia adelante. Un momento de tranquilidad nos conduce a la coda llena de resolución.

Después de describir la fuerza de sus tradiciones guerreras, la belleza de sus paisajes, el amor de sus hermosas mujeres rubias, el último movimiento presenta el sueño de un pueblo lleno de ardor juvenil para lograr nuevos objetivos en un nuevo amanecer. Pero al parecer el pueblo sueco no prestó demasiada atención a su halagador mensaje.