TANGUY

Éric Tanguy (1968- ) nació en Caen en Normardía el 27 de enero de 1968. Después de sus estudios de violín, música de cámara, análisis y escritura musical en el Conservatorio Nacional Regional de Caen, estudió composición con Horatiu Radulescu desde 1985 a 1988 y luego en el Conservatorio Nacional Superior de Música de París en la clase de Ivo Malec.

También ha estudiado con Gérard Grisey, obteniendo un primer premio de composición en 1991. Después de una estancia entre 1993 y 1994 en la Academia de Francia en Roma fue invitado especial de Henri Dutilleux en el Taglewood Music Centre.

Compositor en residencia en Champagne-Ardenne en Lille durante 1995 y después de la Orquesta de Bretaña de 2001 a 2003 en el Festival des Arcs (2011). También fue el compositor invitado del Festival Holstebro en Dinamarca en 2012, la Fundación Kone (Residencia Saari) en Finlandia en 2015, y compositor en residencia del Festival abierto de música de cámara en Prussia Cove, Gran Bretaña por invitación de Steven Isserlis.

"Eclipse" compuesto en 1999 es un poema sinfónico inspirado en el eclipse solar del 11 de agosto de 1999. Poco después encontró a Rostropovitch en Reims que le pidió que le escribiera un "Concierto para violoncelo".

"Incanto" es una partitura escrita en 2001 para la Orquesta de Bretaña durante su periodo de residencia, Otra de sus obras compuestas durante sus años como residente es el "Adagio para orquesta de cuerda", escrito en 2002. Obras escritas en un lenguaje moderno sin desprecio de la melodía y armonía tradicional.

La “Sinfonietta" fue compuesta en 2003 para la Orquesta de Bretaña, estrenándose en el Théâtre national de Bretagne de Rennes el 5 de junio de 2003. interpretada por la citada orquesta bajo la dirección de William Lacey.

Una obra de corte neoclásico con influencias de sus maestros Dutilleux, Radulescu, Malec y otos maestros del pasado como Sibelius, Bartok o Shostakovich. Está dedicada a su hija Lilou y hace referencia explícita a la Italia que conoció durante su estancia en la Villa Medicis entre 1993 y 1994.

El primer movimiento, animato, escrito en una estética libre excluye el lenguaje tonal buscando una consonancia puramente modal, explora una extensa paleta orquestal pasando de momentos tumultuosos a otros delicados.

El segundo movimiento, sognando, como expresa su título posee un carácter soñador. De carácter dulce pero sin poseer ninguna melodía definida.

El tercer movimiento, vivace, contrasta con el anterior por su ritmo animado. A pesar de ser un tipo de música accesible no busca directamente el placer sino más bien una originalidad. Un breve movimiento que termina mediante una resolutiva coda.

Según nos relata el compositor, lo que me interesa son las zonas paradoxales de la música, los sistemas que se pueden explicar mediante teorías diversas y no mediante un solo dogma.

PÁGINA EN REDACCIÓN